chino testiculosUn hombre cuelga de sus testículos una bolsa de ochenta kilos, teóricamente  para relajarse. Este entrenador de ‘deportistas de élite’  asegura que “la relajación completa llega después del sufrimiento“. Bien por él, porque por lo menos predica con el ejemplo. Cosas de la filosofía oriental.

Además, como si no fuera suficiente elevar tal cantidad de ladrillos de la manera descripta, durante diez minutos, este portento de “huevos de acero” balancea el pesado paquetito durante 320 veces. Ni una más ni una menos. Los chinos tienen todo medido al milímetro.

Lo que está claro es que la activad no es para tomársela en broma. Solo hay que ver su rostro de concentración para adivinar que este disciplina no está hecha para los que aprecian mucho sus partes pudendas.

20minutos.es

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Twitter Users
Enter your personal information in the form or sign in with your Twitter account by clicking the button below.

Twitter Tweet This